domingo, 9 de enero de 2011

En una mesa estaban sentados Lovecraft, Poe, Bécquer , Lorca y un servidor.
Entre Cafés, opio, tabaco y absenta andaban las conversaciones en el interior del bar llamado Limbo.
Publicar un comentario