viernes, 21 de enero de 2011

Cantando a la tristeza

Dejando la mente en blanco
me relajo por todo lo alto.

Ahora que mi mente es transparente,
me quejo de repente.

Los cielos se vuelven grises,
los cambios se avecinan,
el paso se encamina
hacia una nueva perspectiva.

El miedo se aglutina
y se queda en la retina,
los pasos mal dados
son siempre recordados.
Los buenos intentan ser odiados.
Unos te saludan,
los otros te detestan.
Que fácil es ponerse de gris...


Remedios contra el insomnio : 0
Pelis para pasar las noches : 50
Merci Antoñito!

Publicar un comentario