viernes, 10 de mayo de 2013

No saber

No saber lo que se quiere.
Con las múltiples opciones que te da la vida, nunca sabes cual escoger.
Siempre pasamos de cosas auténticas, por buscar copias del original;
pero el original nunca se supera, se aproxima.

No saber lo que se quiere.
Tenerlo delante y no valorarlo.
Elegir otra opción.
Tomar todas y cada una de las manzanas.

No saber lo que se quiere.
Entenderlo tarde.
Razonar después.
Volver a buscarlo.

No saber lo que se quiere.
Por no haber tenido mucho.
Por no haberlo saboreado más.
Por ser un nuevo sabor.

No saber lo que se quiere.
No saber lo que se tiene.
No saber más que el ahora.
No saber más lo que se tuvo...

Publicar un comentario