martes, 28 de diciembre de 2010

Insomnio navideño


Despierto envuelto entre las sábanas,
me giro y me vuelvo a girar.
Mis ojos ya abiertos alcanzan a ver el nuevo día.

Noto que me han robado algo,
pero aun no se lo he notificado a la policía,
no me vaya a pasar lo de la última vez.

Decisiones dolorosas y punzantes he de tomar.

Mi tiempo tiene fecha de caducidad,
así que mis ojos no se quieren cerrar.

Noto la distancia,
noto el silencio,
noto el fin del pasado que yo creía presente...
y futuro.

El tren ya salió,
hace frío.


22 D 3h 33 min
Publicar un comentario