lunes, 2 de noviembre de 2015

Honestidad


Un verso honesto,
un hombre descompuesto.
Una mañana gris
para un corazón oscuro.
Una palabra al azar,
una vida cruzada.
Un pasado funesto,
en un presente disperso.
Una canción triste,
para una noche sin sueño.
Una patada al valor,
un final añejo.
Una espiral,
una puta espiral en medio de un corazón perturbado.
Una pregunta sin respuesta,
sin rima, sin alma.
Una caja vieja,
deteriorada, castigada.
Un puñetazo a las mariposas,
a la idea, a la esperanza.
Un cristal roto,
de reflejos atormentados.
Un camino esquivo,
lleno de trampas y peligros.
Un tonto torpe,
un estúpido empedernido.
Un niño sin sombra,
sin lágrimas visibles.
Un viaje a ninguna parte,
un vuelta al principio.
Un poema sangrante,
para un final.

Publicar un comentario