miércoles, 20 de enero de 2016

Hilos infinitos


Podrían echarme a la calle,
sin nada.

Podrían dejarme de lado,
marginarme.

Podrían engañarme,
pisotearme.

Podrían despedirme,
violar mis derechos.

Podrían cortar mis palabras,
mis sueños.

Podrían dejar de amarme,
de sentirme.

Podrían prohibirme la entrada,
dejarme fuera.

Podrían hacer tantas cosas,
que mis ojos no pestañearían,
mi corazón no palpitaría,
mi pulso no subiría,
mis labios no se abrirían,
mis heridas seguirían siendo las mismas.

Podría ser el Blue monday todos los días del año...
ya que el simple hecho de saber que estás en alguna parte,
que tu sonrisa me alegra,
que tus huesudos dedos me tocan,
que mis oídos oigan esos "taconzitos" o esa voz,
me alienta,
me abriga,
me embriaga para las siguientes mil tormentas.


Publicar un comentario