sábado, 27 de junio de 2009

media naranja - medio limón

El amor,
no todo es como en las pelis de Hollywood.
Como en todo,
se tiene que estar atento.
Y por primera vez en mi vida conocí la otra parte de la moneda.
Los cambios efectuados en mi vida ,
comparadas con mis muchas parejas y consiguientes reflexiones.
Ella,
explicaba desde su punto de vista,
las verdades y mentiras de las relaciones por amor.
Cuando los mundos son opuestos
y se sabe que no llegara a buen puerto.
Desde la complejidad de las cosas
y los distintos sentimientos atribuidos a una falta de interés...
generando la gran confusión.



Hay gente que quiere,
que no se abre tanto como otras personas quisieran,
pero que sienten.
En cambio hay otras que lo quieren todo,
para a su vez querer mas cosas.
Cosas que te alejan de lo que se supone que quieres,
pero que ya no va por tu camino,
y que si lo hiciera,
no sería más que un simple simio.
Si todo hubiera sido diferente
posiblemente el resultado hubiera sido el mismo.
Al escucharla,
me llevaba al pasado,
a todas aquella conversaciones pasadas
juntadas con las emociones
y con la sensación de una derrota que a la postre se convierte en más camino.
Mas camino que andar.

Las personas somos egoístas,
y siempre buscamos el siguiente paso,
la siguiente aventura,
el próximo mar.

Los caminos se separan,
pero los sentimientos continúan.
Publicar un comentario