sábado, 7 de junio de 2008

Mi gata ketaminosa


He llevado a Fiona para que le quiten la herida que tenía en el lomo.
Se ha pasado toda la tarde en el veterinario.
Cuando he ido a por ella, me he agachado para verla y para mi sorpresa ( sorpresa por que no lo esperaba! ) Estaba totalmente drogada.
Al preguntarle a Karol que le habían dado...sorpresa!!!Ketamina!!!!!
Fiona hasta las cejas de keta!!!!!
La pobre no podía mantenerse en pie.Frotaba su cabeza contra el transportín poniendo cara de gusto.
A media noche le abrí la jaula y la deje salir. Aún en estado digamos...ciego!la pobre no lograba el equilibrio necesario para andar con normalidad, eso más el collarín del cuello hacía que la cabeza le fuera para todos lados.
Ahora casi 18 horas después la tengo aquí, en mi regazo, todavía ciega perdida...
me gustaría saber que se siente siendo un gato yonky!!
Publicar un comentario